¿QUIEN ERA ROSARIO LIVANTINO?

Editoriales Viernes 5 de Enero de 2018

0_rosario-livantino.jpg
El juez ROSARIO LIVANTINO

Un italiano joven que, desde su cargo de Juez, fue modelo de persona honesta, cabal y murió por eso. Rosario Angelo Livatino (3 de octubre de 1952 - 21 de septiembre de 1990) fue un magistrado italiano asesinado por la mafia.

Si existe labor humana en la que debemos poner la máxima atención -luego de la los sacerdotes consagrados, es la de Juez en los tribunales de Justicia. 

A nadie escapa que, desde el principio de la historia de la Humanidad, la necesidad esencial más urgente, es la contar con personas que solucionen pacíficamente los conflictos que se suscitan en toda sociedad, numerosa o pequeña, por el solo hecho de coexistir.

Es claro que la iniquidad, el gran misterio, muestra su multiforme rostro de miles de maneras distintas, tanto en la vida pública como privada, pero este siglo XXI es, posiblemente, en el que el mal -fuente de toda injusticia y pecado-, aquél que busca y logra quitarnos la visión de Dios, ha cobrado una fuerza que parece irresistible. Pero se ha venido gestando desde siempre y, como un cáncer, ha tomado principalmente la función pública. Difícil es, al menos en Argentina (y creo que en todo el mundo), encontrar jueces incorruptibles, que se esfuercen sinceramente en aplicar las leyes justas, buscando el bien común y actuando con verdadera equidad, que es -básicamente- "dar a cada uno lo suyo" (una de las tres máximas del jurista romano Ulpiano [principios del siglo III d. C.]).

Pero buscando un poco, vamos a encontrar muchos y notorios personajes que han demostrado que es posible -no sin estudio y esfuerzo personal- brillar como persona justa y honesta, que es una de las formas más claras de trabajar por la paz. La investigación de los delitos y el juzgamiento de los delincuentes -lo sabemos muy bien los argentinos- necesita también de una alta dosis de valentía. Pues los perseguidos y corruptos, suelen utilizar todos los medios para evitar asumir la responsabilidad de sus fechorías. Incluyendo la muerte. Hoy transcribimos algunos datos del Juez Italiano Rosario Livantino, quien ofrendó su vida al perseguir a mafiosos italianos que asolaban la región de Italia en la que le tocó desempeñarse. 

(Extraído de Wikipedia y medios en italiano)

Livatino nació en Canicattì , en SiciliaDespués de completar con éxito la escuela secundaria, ingresó en la Facultad de Derecho de la universidad en Palermo en 1971, y se graduó en 1975. Entre 1977 y 1978 se desempeñó como subdirector en la Oficina de Registro en Agrigento. En 1978, después de estar entre el porcentaje más alto en la auditoría judicial, obtuvo un puesto como magistrado en la corte de Caltanissetta.

En 1979 se convirtió en "sostituto procuratore" (fiscal adjunto) en el tribunal de Agrigento, cargo que mantuvo hasta 1989, cuando fue nombrado juez asistente (giudice a latere). Fue asesinado el 21 de septiembre de 1990, a lo largo de la ruta SS 640 por cuatro asesinos, mientras viajaba sin guardaespaldas a la corte. Los asesinos habían sido pagados por el "Stidda" de Agrigento , una organización criminal similar a la más famosa Cosa Nostra.

Durante su carrera, Livatino trabajó contra la corrupción y obtuvo éxito en varios casos, obteniendo la incautación de grandes sumas de dinero y propiedades y el arresto de figuras destacadas en el crimen organizado.

Su historia inspiró una novela, Il giudice ragazzino ("The Boy Judge"), escrita por Nando Dalla Chiesa en 1992, y esta película se convirtió en una película con el mismo título en 1994 por el director Alessandro di Robilant.

Proceso de beatificación 

En 1993 el obispo de Agrigento le pidió a la ex maestra de Rosario Livatino, Ida Abate, que recogiera cualquier testimonio disponible para la beatificación de Livatino Una persona, Elena Valdetara, que dice haber sido curada de una forma grave de leucemia, gracias a la milagrosa intervención del juez, que la apareció en un sueño vestida con túnicas sacerdotales y le pidió que buscara en ella la fuerza para poder vencer la enfermedad

El Papa Juan Pablo II dijo que Rosario Livatino era mártir de la justicia y, de manera indirecta, de la fe cristiana .

Autor: Dr. Luis Ferreyra Viramonte - Director

Dejá tu comentario